Una buena alimentación para una próstata saludable

Una buena alimentación para una próstata saludable

La próstata es una glándula del tamaño de una nuez que se encuentra en la base de la vejiga en los hombres, su cuidado debe hacerse continuo y su revisión debe ser anual después de los 40 años debido a su alta incidencia de cáncer, gran parte del cuido incluye tener una buena alimentación rica en productos naturales, aquí te diremos cómo mantener tu  próstata saludable.

La alimentación es base para una próstata saludable

Además de los cuidados médicos que todo hombre debe tener, es importante la alimentación para prevenir las enfermedades que puede sufrir la próstata, comienza a consumir legumbres, verduras, fibras y sobre todo a ingerir suficiente agua.

Consume cebolla y soja ya que son excelentes anti cancerígenos, la calabaza previene el aumento del tamaño de la próstata, el tomate ha demostrado disminuir los niveles de antígeno prostático lo que evita que se desarrollen tumores secundarios, comienza a incluir en tu dieta todos estos alimentos que te ayudarán a mantener la próstata saludable.

Por su lado, los alimentos ricos en vitamina E como las verduras de hoja verde, el germen de trigo y toda la variedad de frutos secos, son ideales  para la prevención de las afecciones de esta glándula porque  inhiben la aparición de varios  tipos de cáncer y previenen su inflamación .

También es importante tomar complementos naturales como GranaProstan que está elaborado con extractos super concentrados de la fruta de granada, la cual es muy rica en antioxidantes y polifenoles que ayudan a la salud de la próstata.

Cuidados especiales después de los 65 años.

Después de los 65 años hay que tener especial cuidado con la próstata ya que aumenta la probabilidad de enfermedades en esta glándula, es por ello que se deben eliminar o disminuir al máximo de la dieta ciertos alimentos tales como, las grasas saturadas, la carne, la leche y sus derivados como el yogurt, el alcohol, los pasteles o tortas y el queso, ya que afectan el funcionamiento de la glándula.

Comparte:

Deja un comentario

Algunos comentarios se contestarán en privado por un asunto de confidencialidad de datos personales

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

He leído y acepto el aviso legal y la política de privacidad.