La importancia del hierro en la sangre. ¿Cómo están tus reservas?

En este espacio, hemos tratado algunas veces el tema de la importancia del hierro en la sangre, como elemento esencial, para la salud, del cabello, la piel, las uñas… Sin embargo, algunos de nuestros lectores, manifiestan dudas sobre como conocer sus los niveles de reservas de hierro, y sobre la ferritina.  Por ello, dedicamos esta entrada a aclarar algunas de las dudas de nuestros amables lectores.

¿Qué es la ferritina?

Es una proteína producida por el hígado. La ferritina, es la proteína de reserva de hierro más importante y se encuentra en todas las células, en particular las que participan en la síntesis de compuestos férricos.

La importancia del hierro en la sangre es tal, que por ello se justifica verificar constantemente los niveles de ferritina en nuestro organismo, ya que si estos bajan, bajará el contenido de hierro, con las previsibles consecuencias.

Normalmente, un hombre adulto sano, debe tener niveles de 16 a 300 ng / ml.  En las mujeres la referencia es 10 a 161 ng / ml.

¿Cuál es el papel de la ferritina?

La función principal de la ferritina es acumular células de hierro, protegiendo así a las células del sistema de los efectos nocivos de los metales libres. La mayor parte de la ferritina en el cuerpo, la tenemos en el hígado, el bazo y la medula ósea. Cantidades menores se encuentran en el corazón, el páncreas y el riñón.

La falta de ferritina, siempre conduce a bajos niveles de hierro. Teniendo en cuenta la importancia del hierro en la sangre, conviene saber las circunstancias que pueden ocasionar el descenso de los niveles de ferritina y por consecuencia de hierro:

El excesivo sangrado menstrual, la anemia ferropénica, el hipotiroidismo, cualquier tipo de sangrado gastrointestinal, y una dieta deficiente en Hiero y Vitamina C, son causas del descenso de ferritina en el organismo.

¿Cómo aumentar la ferritina?

La forma más fácil siempre será consumiendo alimentos ricos en hierro: Las almejas, los cereales integrales, las legumbres y leguminosas, como la lenteja y el hígado de res o de cerdo y la carne de pescado son las fuentes más importantes de hierro.

A esta altura ya entendemos la importancia del hierro en la sangre. Nuestra recomendación final de costumbre, la encontrarás pinchando aquí.

Comparte:

Deja un comentario

Algunos comentarios se contestarán en privado por un asunto de confidencialidad de datos personales

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

He leído y acepto el aviso legal y la política de privacidad.