Aftas y úlceras bucales. ¿Cómo curarlas en forma natural? - Vitae Health Innovation

Aftas y úlceras bucales. ¿Cómo curarlas en forma natural?

Las aftas y úlceras bucales pueden surgir por diferentes causas, pero las soluciones son muy similares.  En este post, hablaremos de los que son estas molestias en la boca, cuáles son sus posibles causas y algunas recomendaciones naturales para tratarlas.

Las causas de las Aftas y úlceras bucales

Las aftas son heridas que aparecen muy a menudo, pero la verdad es que nadie sabe la causa exacta. Los expertos no han podido determinar exactamente por qué estas pequeñas lesiones aparecen en la boca, lo que se sabe es que afectan al 20% de la población. Ellas causan dolor e incomodidad para hablar y para comer.

Según su tamaño y su cantidad las clasificamos en simples o complejas. Las primeras aparecen varias veces al año y tienen una duración aproximada de una semana, generalmente en personas que van desde los 10 hasta los 20 años de edad.  Las complejas son menos frecuentes, y las sufren personas que han mantenido una mala higiene bucal o han tenido antecedentes de herpes oral.

En algunas ocasiones, las aftas y úlceras bucales se producen como consecuencia de episodios de estrés. En otras, la causa es la ingesta de alimentos ácidos o cítricos, o las lesiones causadas por algún alimento o utensilio demasiado caliente o demasiado frío.  Los objetos afilados utilizados ocasionalmente en ortodoncia, también pueden producir este tipo de molestias.

Aunque el herpes oral puede ser un factor de predisposición para las aftas y úlceras bucales, estas últimas, a diferencia del primero no son contagiosas. El herpes labial o herpes oral es causado por un virus y es de fácil contagio. Las aftas no.

Tratamiento natural para las aftas y úlceras bucales.

La sal, es un antiséptico barato, eficaz y muy fácil de conseguir.  Es un gran aliado natural para curar estas molestas heridas en la boca. Solo es preciso mezclar una cucharada de sal en un vaso de agua tibia y enjuagar la boca con la mezcla, haciendo énfasis en el área afectada.

El bicarbonato de sodio funciona de igual forma y se aplica siguiendo las mismas indicaciones que con la sal, teniendo la precaución de no tragar el líquido.  El agua oxigenada, aplicada por medio de un algodón directamente sobre las aftas, calma el dolor y ayuda a prevenir posibles infeccione.

El enjuague bucal, de uso común para procurar buen aliento y eliminar bacterias en la boca, aunque no es un remedio natural, resulta muy efectivo para el tratamiento de aftas y úlceras bucales.

Como ya hemos acostumbrado, para obtener nuestro último consejo, les pedimos el favor de pinchar aquí.

 

Comparte:

Deja una respuesta

Algunos comentarios se contestarán en privado por un asunto de confidencialidad de datos personales

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

He leído y acepto el aviso legal y la política de privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.