Insomnio

El sueño como restaurador del organismo

Qué es el insomnio

Según la sociedad española del sueño (SES) los trastornos del sueño afectan a un tercio de la población de nuestro país, reduciendo considerablemente la calidad de vida de quienes lo padecen.

Según el Consejo General de Colegios Oficiales de Farmacéuticos, el insomnio es la alteración del sueño más común. Los datos indican que cerca del 10% de la población lo padece de manera crónica y casi el 50% lo padece en algún momento de su vida.

La alteración del sueño tiene consecuencias muy graves para la salud y efectos perjudiciales sobre el metabolismo y el sistema endocrino que equivalen a un envejecimiento acelerado del cuerpo. También cabe recalcar que es un factor de riesgo para la mayoría de patologías con las que coexiste.

Factores que lo desencadenan

Hay diversos factores que pueden desencadenar insomnio, entre los más comunes se encuentra el estrés, los problemas familiares o las dificultades de tipo laboral o económico. También influye la personalidad del individuo y el entorno: temperatura, ruido etc.

No descansar adecuadamente tiene consecuencias que se manifiestan durante el día, como la fatiga, ansiedad, falta de energía y disminución del nivel de alerta.

Síntomas

El insomnio se caracteriza por, al menos, uno de los siguientes síntomas:

  • Incapacidad para conciliar el sueño
  • Aumento del número de despertares nocturnos
  • Disminución del tiempo de sueño, despertándose el individuo demasiado temprano
  • Sensación de que el sueño ha sido insuficiente

¿Y cuántas horas son necesarias? Según un fantástico artículo de la publicación Smoda, ‘’en promedio, la cantidad de sueño necesaria para sentirse descansado al día siguiente, oscila entre 7 y 8 horas. Más aún, lo ideal sería pasar 8,5 horas en la cama’’.

‘’Esta hora de más tiene sentido si tenemos en cuenta que solo dormimos entre el 85% y el 90% del tiempo que pasamos en la cama. El resto son microdespertares, absolutamente normales en la pauta de sueño normal. A la mañana siguiente solo recordaremos las pausas algo más largas para ir al baño, por ejemplo, pero ahí están todas las demás. ’’

¿Cómo saber cuántas horas tengo que dormir?

Los expertos recomiendan un truco muy sencillo, en vacaciones o en algún momento en que estemos relajados, tenemos que calcular cuántas horas dormimos desde que nos vamos a dormir hasta que nos despertamos de forma natural.

Tratamiento

En primer lugar decir que siempre que suframos algún problema de este tipo lo mejor es consultar con un profesional. Es importante no automedicarse con fármacos hipnóticos que, si no son estrictamente necesarios, es mejor no consumir puesto que provocan dependencia y el temido efecto resaca.

Desde un tiempo hacía aquí los complementos alimenticios se han puesto de moda y ya son muchas las personas que optan por este tipo de tratamiento. Una de las principales ventajas del tratamiento del insomnio mediante la fitoterapia, es que las plantas medicinales no alteran la arquitectura del sueño, consiguiendo que el individuo recupere el sueño adecuadamente y sin aparecer efectos rebote.

Eso sí, si el insomnio prevaleciese durante más de dos semanas sería necesario consultar a un especialista para tratar el problema en más profundidad.

Comparte:

Deja un comentario

Algunos comentarios se contestarán en privado por un asunto de confidencialidad de datos personales

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

He leído y acepto el aviso legal y la política de privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.