eye-Q - Vitae Health Innovation

Ácidos grasos esenciales

Las investigaciones demuestran que la correcta suplementación de ácidos grasos esenciales contribuye al funcionamiento normal del corazón, mantener una tensión arterial normal, el mantenimiento de la visión, el desarrollo en niños y el funcionamiento normal del cerebro.

¿Por qué son tan importantes?
¿Por qué son tan importantes?
Los ácidos grasos juegan un papel vital en el desarrollo del cerebro.
Es necesario mantener las cantidades recomendadas en todas las etapas vitales.
¿Cómo se obtienen?
¿Cómo se obtienen?
Estos deben proporcionarse mediante alimentos o suplementos, ya que nuestro cuerpo no es capaz de fabricarlos por si mismo.
¿Es suficiente mi alimentación?
¿Es suficiente mi alimentación?
En la actualidad, la dieta común es incompleta y debe ser corregida para mantener una buena salud y garantizar las cantidades necesarias de ácidos grasos.

Equazen Eye Q

Omega-3 y Omega-6 de origen natural

¿Sabías que el deterioro de las funciones cognitivas está relacionado con un bajo nivel de ácidos grasos esenciales?

Equazen Eye Q

Nuestra fórmula equilibrada y avalada científicamente ayuda al correcto funcionamiento intelectual, gracias a su contenido de DHA*, contribuyendo a las funciones cognitivas tales como la concentración y el aprendizaje.

*La Agencia Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) recomienda un consumo mínimo de 250mg/día.

Los ácidos grasos Omega-3 y Omega-6 juegan un papel vital en el desarrollo del cerebro.

Las grasas son parte de nuestra dieta diaria y pertenecen a un grupo de compuestos llamados lípidos. Los lípidos ayudan a construir nuestras membranas celulares, son esenciales para nuestro sistema nervioso central y contribuyen al buen funcionamiento del cerebro.

¡Son aproximadamente el 50-60% del peso de nuestro cerebro!

De estos lípidos cerebrales, aproximadamente el 35% están formados por ácidos grasos poliinsaturados, que incluyen los ácidos grasos Omega-3 y Omega-6.

Los ácidos grasos son importantes para el desarrollo y el buen funcionamiento del cerebro y deben proporcionarse mediante alimentos o suplementos, ya que nuestro cuerpo no es capaz de fabricarlos por si mismo. Además, cabe destacar que, actualmente, en la mayoría de países, la dieta común es incompleta y debe ser corregida para garantizar las cantidades necesarias de ácidos grasos.

Evidencia científica

Evidencia científica

Equazen Eye Q ha sido clínicamente probado y está avalado científicamente, demostrando su efectividad a través de numerosos ensayos clínicos y meta-análisis (>8).

Evidencia científica

Calidad y sostenibilidad

Utilizamos los mejores ingredientes y técnicas de procesamiento para garantizar que nuestra fórmula clínicamente probada (9:3:1) proporciona los efectos demostrados en los ensayos clínicos.

Evidencia científica

Fórmula exclusiva (EPA:DHA:GLA=9:3:1)

Proporción clínicamente probada que ha demostrado mejorar las funciones cognitivas en niños y adolescentes con dificultades de aprendizaje, y adultos.

Equazen eye q Act (cápsulas)
Equazen eye q Act (cápsulas)
Adecuado para niños a partir de 5 años
Dosis Inicial: 2 caps/día durante 3 meses
Dosis mantenimiento: 1 caps/día
Equazen eye q Cápsulas
Equazen eye q Cápsulas
Adecuado para niños a partir de 5 años
Dosis Inicial: 6 caps/día durante 3 meses
Dosis mantenimiento: 2 caps/día
Equazen eye q Chews
Equazen eye q Chews
Adecuado para niños a partir de 3 años
Dosis Inicial: 6 caps/día durante 3 meses
Dosis mantenimiento: 2 caps/día
Equazen eye q Liquid
Equazen eye q Liquid
Adecuado para niños a partir de 3 años
Dosis Inicial: 15ml/día ( 5ml x3 veces ) durante 3 meses
Dosis mantenimiento: 5ml/día

Todas las etapas del desarrollo tienen sus desafíos

Dificultades de aprendizaje
Rendimiento y memoria
Particularmente en lectura, ortografía o escritura.
Problemas de comportamiento
Comportamiento y estado de ánimo
Bajo estado de ánimo, problemas para dormir, ansiedad o dificultades para relacionarse.
Dificultades para concentrarse
Atención y concentración
Se distraen con facilidad, les cuesta mantener la atención y/o son olvidadizos.

Resultados probados

Responsabilidad medioambiental

Nuestros Omega-3, ácido eicosapentaenoico (EPA) y ácido docosahexaenoico (DHA) provienen de aceites de anchoas y sardinas del Pacífico Sur y del mar de Marruecos. Todos nuestros aceites de pescado provienen de la cosecha de peces donde hay poca o ninguna demanda de consumo, para garantizar que no se desperdicia parte del pescado.

Nuestro Omega-6, ácido gamma linolénico (GLA), proviene únicamente del aceite de onagra.

Responsabilidad y sostenibilidad

Trabajamos en estrecha colaboración con nuestros proveedores en virtud de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y otras normas y eglamentaciones internacionales para garantizar que nuestros ingredientes provienen de fuentes sostenibles y son cuidadosamente seleccionados.

Ensayos clínicos y meta-análisis

Nuestra fórmula equilibrada y exclusiva de EPA:DHA:GLA de 9:3:1 ha sido sometida a rigurosas pruebas clínicas y ha demostrado, mediante múltiples ensayos clínicos y meta-análisis, que ayuda al correcto funcionamiento intelectual, gracias a su contenido de DHA*, contribuyendo a las funciones cognitivas tales como la concentración y el aprendizaje.

Calidad y sostenibilidad

Garantizamos la calidad de nuestros productos desde la selección de nuestras fuentes de ácidos grasos hasta su composición. Operamos en base a protocolos muy estrictos, que incluyen cumplir con las pautas de la Organización Mundial de la Salud (OMS), así como otras normas, regulaciones internacionales y nuestras propias pruebas independientes, para garantizar la calidad y la pureza de nuestros productos.

Eso no es todo.

Los ingredientes seleccionados y dónde se obtienen y/o cosechan pueden afectar la composición y la concentración del extracto terapéutico final.

Nuestros proveedores utilizan pescado de existencias sostenibles donde solo necesitan pescar unas pocas semanas al año para pescar cuando sus niveles de aceite son más altos.

El GLA se obtiene del aceite de onagra (EPO). La onagra (Oenothera biennis L.) es una planta originaria de Norteamérica y sus semillas se utilizan para extraer aceites. El GLA presente en nuestros productos se obtiene mediante un proceso mecánico de prensado en frío y libre de químicos, que es capaz de extraer aceite de elevada calidad y libre de toxinas.

Además, disponemos del certificado Friend of the Sea (FOS). Una organización no gubernamental sin ánimo de lucro (ONG), cuya misión es la conservación del hábitat marino.

FOS sigue las Directrices de la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) para el etiquetado ecológico de pescado y productos pesqueros de captura marina. En particular, los criterios de Friend of the Sea cumplen con el Art. 30, permitiendo la certificación exclusivamente de productos cuyas existencias no han sido sobreexplotadas.

Actualmente, se trata del certificado sostenible más reconocido mundialmente de productos del mar, evaluando más de 10 millones de toneladas de captura salvaje y 500 mil toneladas de productos de cultivo.

Preguntas frecuentes

Resuelve todas tus dudas

¿Te has quedado con dudas?

Los ácidos grasos esenciales (AGE) pertenecen a un grupo más grande de compuestos llamados lípidos. Los lípidos ayudan a construir nuestras membranas celulares y son vitales para nuestro sistema nervioso central, ya que representan aproximadamente el 50-60% del peso de nuestro cerebro.

De estos lípidos cerebrales, aproximadamente el 35% están formados por ácidos grasos poliinsaturados (AGPI), que incluyen los ácidos grasos Omega-3 y Omega-6. Los AGPI son importantes para el desarrollo y funcionamiento del cerebro. Los ácidos grasos esenciales son AGPI que el cuerpo no puede fabricar ni almacenar y deben proporcionarse mediante alimentos o suplementos. Los rangos más bajos de estos AGE están relacionados con el deterioro de la función cognitiva.

Los ácidos grasos Omega-6 están considerados generalmente como perjudiciales para la salud a causa de las prostaglandinas, eicosanoides y citoquinas proinflamatorias, pero su aporte en la proporción adecuada puede ejercer una actividad antiinflamatoria muy potente, a causa de la inhibición de las vías inflamatorias. GLA se metaboliza fácilmente en DGLA, presentando un papel antiinflamatorio, al contrario que el ácido araquidónico, que es un precursor proinflamatorio.

Actualmente, existe una gran tendencia a recomendar el aumento de ácidos grasos omega-3, especialmente en la alimentación infantil, mujeres embarazadas e individuos con dietas basadas en altas ingestas de omega-6, teniendo en cuenta que el ratio recomendado de omega-3 y omega-6 se encuentra alrededor de 1:4, y observamos en la actualidad 1:20.

Las investigaciones han demostrado que para obtener un equilibrio efectivo de ácidos grasos es necesario un ratio específico, aumentando la cantidad de EPA (x3) en relación al DHA y, en el caso del GLA, necesitamos una concentración mucho más reducida para garantizar la conversión de GLA a DGLA y proporcionar los efectos terapéuticos.

¿Te has quedado con dudas?
¿No encuentras la respuesta a tu pregunta?

¿Qué dicen los profesionales?

Lo recomiendo a todos mis pacientes

Utilizo Equazen Eye Q porque es seguro y porque me he dado cuenta de que otros omegas en ocasiones tienen niveles altos de metales pesados, por ejemplo. Lo recomiendo especialmente en casos de trastornos del lenguaje, trastorno del desarrollo de la coordinación, dificultades de aprendizaje, problemas de escritura o lectura, espectro autista y TDAH.

Dr. Eduardo Barragán
Pediatra y Neurólogo
La diferencia de Equazen Eye Q

De acuerdo con las investigaciones que se han realizado acerca del equilibrio de ácidos grasos que encontramos en Equazen Eye Q, se ha demostrado que ayuda a la salud y al desarrollo del cerebro. Debemos asegurarnos que los niños tengan acceso a una buena fuente de ácidos grasos omegas, especialmente en aquellas etapas vitales que más lo necesitan.

Dr. Tony Lloyd
CEO, ADHD Foundation UK (Fundación TDAH)
Lo recomiendo a otros doctores

Equazen Eye Q, a causa de su fórmula específica, es útil para niños y adolescentes de cualquier edad. Es seguro, efectivo y presenta posibles beneficios metabólicos y cardiovasculares. Por tanto, tiene pocas o ninguna interacción con otros medicamentos, y cuando las tiene, pueden ser beneficiales. Por ejemplo, cuando se combina con metilfenidato, ya que es un éxito.

Dr. Matteo Alessio Chiappedi
Neuropsiquiatra infantil